Si un nuevo bebé va a llegar con estos tips puedes ahorrar

Posted by on / 0 Comments

Con el paso del tiempo entre la llegada de un hijo y otro en una familia se va perdiendo la práctica de cómo criar a un bebé ¡Y también las cuentas! Jiji. No es que olvidemos cómo formar a un pequeño, ni mucho menos los gastos que implica, pero sí es una realidad que, sobre todo en temas de dinero, hay que planear y asignar un presupuesto para cuando el nuevo integrante de la familia llegue.

Muchos padres, sobre todo primerizos, temen la hora de enfrentarse a este momento, y también, son los más propensos a gastar de más cuando se trata de su primer hijo. Está bien querer sólo lo mejor para nuestros peques, pero es importante considerar un presupuesto desde el inicio para estar preparados y evitar gastos innecesarios que nos dejen vulnerables económicamente.

Bueno, pues a propósito del tema de la entrada de hoy les comparto algunos tips de ahorro y planeación para la llegada de un nuevo bebé a casa. Tener un bebé no se trata de endeudarse y gastar de más. Les juro que es vital comenzar a asignar un presupuesto desde el momento en que sabemos que estamos embarazados, así sabremos exactamente en qué usar nuestro dinero de manera inteligente, desde las primeras consultas médicas hasta el momento del parto. Compras como artículos para el bebé, ropa, accesorios y básicos del cuidado pueden ser fugas de dinero importantes si no planeamos esta importante etapa en nuestra familia.

Ahora sí, les cuento qué acciones poner en práctica para cuidar nuestro dinero sin dejar de proveer al nuevo bebé de todo lo necesario. Tip supremo: elijamos para nuestros peques comodidad y seguridad antes que marcas y lujos, aplica para cada gasto que decidamos hacer. Lo más caro no siempre es lo mejor.

¿LO USARÁ SÓLO UNA VEZ O POCO TIEMPO? NO GASTES DEMASIADO

La cuna, la silla del auto, la andadera, el gimnasio de juegos, el tapete de luces, columpios, etc, son todos objetos que los bebés utilizan por tiempo limitado. Sé que nada nos gustaría más que comprar para ellos la mejor versión de cada uno, pero la verdad es que es un gasto innecesario y los bebés ni notarán la diferencia. Eso sí, es importante asegurarse de que los artículos que adquieran sean cómodos y seguros para los peques, eso es lo más importante.

INVIERTE EN UN FONDO DE AHORRO

Como les dije al principio, el mejor momento para comenzar a presupuestar a un bebé jiji es desde que nos enteramos del embarazo. No basta con organizar y prever los nueve meses de la gestación, es buena idea comenzar a destinar una cantidad mensual fija para sus necesidades e imprevistos a lo largo de sus primeros años. Un fondo de ahorro que comience en su nacimiento puede asegurarle su futuro escolar y atención médica oportuna.

LACTANCIA VS FÓRMULA

Los primeros meses podemos cuidar a nuestro peque (y a nuestro bolsillo) alimentándolo de leche materna. Las fórmulas son costosas y aumentan su precio a medida que los niños crecen y necesitan la siguiente para completar su nutrición. Sé que no en todos los casos es posible prolongar o llevar a cabo la lactancia, pero cuando sí lo sea, aprovechémoslo completamente para no preocuparnos ni de la alimentación de los bebés ni de hacer un gasto extra.

ADELÁNTATE A LAS TEMPORADAS

Un buen método de ahorro es ir adelantados a las temporadas para distribuir mejor nuestras compras. Es decir, en la primavera adquirir poco a poco lo necesario para el invierno y así cada época del año. Aplicar este principio para todo evita comprar el mismo objeto o prenda al doble de su precio durante la temporada en curso. Winning!

HAZ UNA VENTA DE GARAGE

Si decidimos no crecer la familia, o no al menos por varios años, podemos aprovechar todo lo que el bebé ya no utiliza y ponerlo a la venta para reinvertir ese dinero en otra necesidad o en su fondo de ahorro. De este modo, tendremos un ingreso extra para lo que se presente y haremos felices a otras personas que buscan opciones más económicas en cuanto artículos de bebé se refiere.

APROVECHA LAS OFERTAS

No es nuevo para nadie que las ofertas son lo máximo para ahorrar en todo tipo de artículos, pero en este punto me refiero específicamente a las ofertas de pañales y toallitas húmedas. No las dejen pasar en ningún caso, es lo que los bebés más utilizan en sus primeros años. Un tip extra es comprar tallas de pañal más grandes que la de sus peques, pues crecerán rápido y es mejor adelantarse al momento cuando los precios sean realmente buenos.

Espero que estos tips de ahorro les sean útiles si están esperando a un nuevo bebé en la familia o si desean que pronto llegue. Mamás, papás: no dejemos que la espera se vuelva pesada o nos provoque angustia por temas que podemos controlar con mucha antelación. Él o ella debe ser una espera linda, abundante, amorosa y en armonía. Les deseo que así sea.

 

Gracias por leerme,

Mariana.

 

REFERENCIAS.

 

  1. https://www.thistinybluehouse.com/2018/03/26/budget-for-baby/?utm_medium=social&utm_source=pinterest&utm_campaign=tailwind_tribes&utm_content=tribes&utm_term=359876668_11446132_399866